,
Martes, 23 de Abril de 2019
Internacional   -   Enero 31, 2019

Jurado se alista para deliberar en caso “Chapo”

el chiltepin

Ya todo está preparado para que el jurado del juicio contra Joaquín “El Chapo” Guzmán empiece sus deliberaciones.

 

A falta del trámite de procedimiento de la explicación del funcionamiento, el próximo lunes el destino del capo sinaloense quedará definitivamente en manos de 12 neoyorquinos, siete mujeres y cinco hombres, que se reunirán aislados de todo para debatir si es culpable o inocente de todos o alguno de los 10 delitos que se le acusa.

 

Más de dos años después de su extradición y tras 38 días de audiencias, este jueves terminó el procedimiento judicial contra “El Chapo”.

 

En su argumento final, la defensa se dedicó a cuestionar la credibilidad de los testigos presentados y suplicó al jurado a “aferrarse” a cualquier duda que tengan sobre el caso.

 

La estrategia del abogado Jeffrey Lichtman estuvo centrada en argumentar que los 14 testigos cooperantes del gobierno mintieron y explicaron una historia que es una “farsa”, una invención de la fiscalía de los Estados Unidos para conseguir su único objetivo: “cazar a El Chapo”.

 

“No cedan ante el mito de El Chapo” y “no tengan fe ciega en el gobierno”, pidió Lichtman, dejando entrever -sin citar- una conspiración del gobierno de Estados Unidos contra su cliente.

 

El abogado hizo un repaso a todos los testigos, y uno por uno trató de desmotar sus historias y declaraciones bajo juramento.

 

Lichtman se entretuvo en intentar demostrar que todo el proceso judicial es un “guión coreografiado” entre el gobierno y unos testigos a los que se les permitió mentir, personajes “oportunistas pero no estúpidos” que, viendo que diciendo lo que supuestamente la fiscalía quería oír podrían conseguir ventajas en sus procesos judiciales, se lanzaron a cumplir órdenes “como focas entrenadas”.

 

“¿No creen que iban a mentir a cambio de su libertad?”, se cuestionó Lichtman.

 

Ismael “El Mayo” Zambada tuvo una presencia mayúscula en los argumentos de la defensa para tratar de desarticular el caso del gobierno de Estados Unidos. Tal y como han intentado demostrar durante el juicio, Lichtman trató de situar al Mayo como cómplice de una trama para poner en el foco a “El Chapo” y él quedar “libre como los pájaros”.

 

Mientras, según el abogado, Guzmán estaba en fuga continua y con deudas de hasta 20 millones de dólares.

 

Lichtman hizo valer sus supuestas dotes de showman y su pose irreverente y a veces arrogante. No tuvo reparos en insultar a los testigos que pasaron por el estrado para decir “mentiras miserables y egoístas”; en función del personaje tenía calificativos como “animal”, “degenerado”, “basura deshonesta y repulsiva”, o “agujero sin fondo de la inmoralidad”.

 

“Estoy luchando por la vida de un hombre”, dijo, resumiendo que las pruebas presentadas contra El Chapo “cubren la corte de duda razonable”.

 

Para ser declarado culpable de cualquier delito, el jurado debe concluir que “no hay ninguna duda razonable” sobre el cargo imputado.

 

“Aférrense a sus dudas y digan que no, que El Chapo no es culpable”, terminó.

 

Minutos después, en el turno de réplica, la fiscal Amanda Liskamm criticó que la defensa intentara “distraer” al jurado planteando que un juicio contra “El Mayo” o contra el propio gobierno de Estados Unidos, cuando el que se enfrenta a cadena perpetua es “El Chapo” Guzmán.

 

“Las evidencias son sólidas”, argumentó, reiterando la posición de su bando sobre la corroboración cruzada de todas las pruebas presentadas que “apuntan a una única conclusión: que el acusado es culpable”.

 

Se espera que el lunes por la tarde empiecen las deliberaciones del jurado, sin fecha límite para su conclusión.

 

El proceso de “El Chapo” terminará solo cuando los 12 integrantes del jurado lleguen a una decisión unánime en los diez delitos que se le imputan, siendo el de empresa criminal continuada el más importante de ellos.