16°C, Aeropuerto HMO, SO
General   -   Mayo 21, 2015

Señala Lorenia Valles desconfianza de empresarios al gobierno

el chiltepin

Al reunirse en esta capital con integrantes de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra), Lorenia Valles afirmó que desde el gobierno se deben dar brindar garantías para el crecimiento económico, pero lamentó que cuando no hay confianza entre la autoridad y el sector empresarial, “poco se puede hacer”.

 

La candidata del PRD al Ayuntamiento de Hermosillo dijo que desgraciadamente en esta ciudad y en el estado se ha favorecido solo a un pequeño grupo de empresarios 'cercanos' al poder, amigos del gobierno en turno que han sido favorecidos con licitaciones públicas, por invitación y adjudicaciones directas, incluso, violentando la normatividad vigente; todo esto en detrimento de quienes durante muchos años de esfuerzo han invertido y generado empleos en favor de Sonora.



En las instalaciones de la Canacintra, la candidata al Ayuntamiento de Hermosillo, dijo que “Quienes hoy gobiernan piensan que estamos en una monarquía y no han entendido que tenemos un sistema de pesos y contrapesos”, la ciudadanía y las democracias modernas exigen ser transparentes y eficaces, por lo que dijo, “es necesario que acabemos con la opacidad y la corrupción”.



Ante el presidente de la Canacintra, Armando Barajas Torres; del Tesorero, Domingo Emilio Gómez  y el Director Sergio Olivas, además del Consejo Directivo y socios del organismo, Lorenia Valles dijo que su compromiso es por un gobierno abierto, transparente y eficaz, que tenga como prioridad el respeto a la ley.



Apuntó que quien pretende estar al frente de un gobierno, cualquiera que este sea, debe sancionar a quienes practican el tráfico de influencias, se corrompen y roban; se comprometió a sentar un precedente en materia de transparencia en su Gobierno Municipal, y enfatizó vamos a cumplir con la Ley de Transparencia, que, anotó: ese cumplimiento no debe estar sujeto a una decisión de buena voluntad, simplemente es una obligación.



Durante la explicación de los 5 ejes de su programa de gobierno, la candidata del Sol Azteca se comprometió a llegar a fondo para detener la corrupción y sancionar a quienes hacen mal uso de los recursos del ayuntamiento.



Acompañada por las candidatas a diputadas del PRD, Guadalupe Molina, Distrito 3 federal, y Miriam González, Distrito 9 local, así como del candidato a Diputado Luis Antonio Urias, Distrito 5 Federal, apuntó que México requiere una visión de transformación profunda, que permita al país crecer económicamente pero también fortalecer nuestra democracia, porque ambas vertientes se conjugan y deben caminan de manera paralela para lograr el desarrollo económico y el bienestar social que anhelamos. 



Recordó que el presidente Nacional del organismo, Rodrigo Alpizar Vallejo, demandó que las campañas políticas se conviertan en propuestas de políticas públicas y que quienes participamos en política “lo hagamos a partir de ideas concretas, que se polemice, sí,  pero no sobre trivialidades”. 



En el encuentro varios de los integrantes del organismo empresarial hicieron diferentes planteamientos y propuestas, señalaron que comparten el diagnóstico, presentado por la candidata, de la problemática de la ciudad y mostraron empatía por la propuesta de gobierno para atender la situación económica y social desde el ayuntamiento. En su momento solicitaron a Guadalupe Molina y Luis Antonio Urías que al llegar al congreso federal, impulsen una iniciativa para revertir la reforma fiscal que tanto ha afectado al sector empresarial del norte del país y el crecimiento económico de la región. 


Por otra parte, Antonio Castillo, se refirió a la reforma energética, que en un primer momento consideró que haber echado atrás la nacionalización del petróleo había sido un paso positivo por la corrupción que impera en Pemex, pero después de escuchar una amplia explicación de Lorenia Valles  sobre el porque del voto en contra del PRD, dijo que bajo esa óptica que “no había escuchado” la explicación le había satisfecho y que en última instancia el petróleo y la minería deberían quedar en manos de los empresarios mexicanos.