31°C, Aeropuerto HMO, SO
Miércoles, 26 de Abril de 2017
Agosto 8, 2013 > Al Bat

¿Transportación al Estadio Sonora?

Por Jesús Alberto Rubio

El Maestro en Comunicación, Enrique Rivera Guerrero,  comenta/pregunta en torno las posibles facilidades que tendrán los aficionados para acudir al Estadio Sonora a partir de la próxima temporada de la LMP:

 

Interesante, verá.

 

Jesús: Pongo a tu consideración este texto que espero poder escribirlo con un análisis científico-social más adelante.

 

Y es que con el dicho popular “Cuando veas las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar” expondré las semejanzas que encuentro entre los clubes profesionales Naranjeros de Hermosillo y Chivas de Guadalajara.

 

Primero, Naranjeros y Chivas Rayadas pueden ser llamados Campeonísimos pues son los líderes en campeonatos obtenidos en sus ligas, las más importantes de nuestro país en beisbol y futbol respectivamente.

 

Además los dos equipos son protagonistas de la historia y desarrollo del campo del deporte profesional en México con una larga tradición de juegos memorables, trofeos, ídolos y héroes, así como partidos clásicos en enfrentamientos con sus grandes rivales.

 

Tercero, Naranjeros con el Estadio Sonora y Chivas con el Estadio Omnilife tienen los escenarios deportivos más cómodos y de innovación de ingeniería y arquitectura.

 

Es de maravillarse por su amplitud, distribución y comodidad de butacas entre otros atributos de la edificación que los hacen ser de los mejores de Latinoamérica. Estar en estos estadios es una experiencia muy grata para la apreciación del deporte.

 

Pero a la noticia de los juegos de futbol de las Chivas es muy común que se añada la entrada escasa que presentó el Omnilife, que entendida además de los pobres resultados deportivos sobre la cancha, se puede sumar la torpeza de la fluidez del tránsito para asistir a ese estadio, tanto a la hora de entrada como de salida.

 

Sabemos que el beisbol como el futbol en México son deportes masivos y populares, y para llenar el estadio de aficionados, hay que poder llegar a él.

 

Para el Estadio Sonora: ¿Tendremos rutas de camiones? ¿Permanentes o por evento?, ¿Habrá un sistema de transporte público para ir y venir del estadio?, ¿Se ampliarán las vías de accesos de los automóviles?

 

¿Pavimentarán más superficie destinada para estacionamiento?, ¿El proyecto de urbanización contempla la construcción de una línea de tren ligero o Metro así como en las grandes ciudades y sus estadios?

 

En febrero pasado llenamos el Estadio Sonora en la Serie del Caribe ¿responderá así la afición en series de mitad de rol regular de Naranjeros?

 

Espero que los Naranjeros de Hermosillo tengan una muy buena temporada deportiva para que valga asistir a un estadio maravilloso, pero inaccesible, así como el Estadio Omnilife de la zona metropolitana de Guadalajara.

 

De contestar la encuesta que citas en tu columna del 4 de agosto pasado, ¡claro que respondería en el 75% que desea que Naranjeros continúe en el Estadio Héctor Espino!, me queda a 10 minutos caminando desde mi casa.

 

Te mando un saludo y un que tengas un exitoso regreso al trabajo luego de las vacaciones de verano. Hasta pronto, Enrique Rivera.

 

 

Héctor Zaragoza López:

 

Mi estimado Chucho, muy buenos y saludables días ahora que ya estás en vuestra casita, amigo y que bueno disfrutaste de tus vacaciones, aunque quedándome a deber tu visita a Coatzacoalcos.

 

Claro, lo más importante tu recorrido por tierras del Estado de México, Tlaxcala y Veracruz, algo que creo fue maravilloso y que te dieron la inspiración y la imaginación que seguramente plasmaras en breve en tus columnas.

 

Sin duda, Jesús, siento que tu travesía fue maravillosa disfrutando de un paisaje y  dialogando con gente diferente a tu tierra, lo que seguramente es gran aliento para escribir y escribir, dejando pasar el tiempo.

 

Hoy hablas del escándalo, &es un escándalo dicen, y hasta se maldicen por darte mi amor&, así han de cantar aquellos que lo adoran y quienes por desgracia no dejan de utilizarlo.

 

Y sí, creemos que los superhombres no existen; no nacen, se hacen, y esto es lamentable.

 

Incluso, hoy vemos como en el beisbol surgen también futbolistas mexicanos y extranjeros involucrados en estos menesteres. 

 

Tal y como lo dice el Dr. Vicente Arturo Carranza, a quien envió mis felicitaciones, esto no es una novedad: grandes deportistas, artistas de la farándula, políticos y otros, están envueltos en la misma cobija, así es que el ¡escándalo!, no es tal escándalo, escándalo es para quien "hoy lo ha descubierto".

 

Felicidades mi Chucho y que tu Gris, críos y próxima niña, disfruten toda la vida.

 

Luis Eloy Ramírez Cabrera:

 

El excelso colega, historiador de beisbol, Luis Eloy Ramírez Cabrera  nos comparte la noticia en torno a su reciente libro “El increíble ascenso de los latinos en las Grandes Ligas”.

 

En su obra nos dice, desde Venezuela, que es un trabajo “donde todos ustedes pusieron el granito de arena en cuanto a la información que les requerí, con gran aportación de entusiasmo, fuerza y ánimo definitorio para su conclusión”.

 

Felicidades, Luis Eloy.