,
Domingo, 19 de Mayo de 2024
Música   -   Diciembre 5, 2011

¡Ooops! Britney lo volvió a hacer

el chiltepin
Ciudad de México a 05 de diciembre de 2011.- Un escuadrón SWAT persiguió a Britney Spears hasta el Monumento a la Revolución de la ciudad de México, donde 80 mil capitalinos la protegieron.

Una cuenta regresiva de 30 minutos puso fin a los silbidos y gritos de desesperación que sus fans más madrugadores propinaban. “Cinco, cuatro, tres, dos, uno...” fue el grito al unísono que sirvió como telón de “Hold it against me”, tema con el que abrió su actuación gratuita en el Distrito Federal.

La primera canción formó parte de la aventura de la artista, compuesta por cinco actos, acompañada por un mismo número de cambios de vestuario.

“Op’ n down”, “3” y “Piece of me” cerraron el número de una agitada persecusión que puso a Britney en el escenario que mostró el mismo espectáculo que una noche anterior había ofrecido.

Y lo volvió a hacer. Spears hizo playback para reproducir las pistas en vivo que previamente preparó para sus conciertos en México, y así intentar seguir las coreografías que sus ocho bailarines ejecutaban con energía.

Sin embargo, eso importó poco a sus incondicionales, quienes apapacharon a su ídolo y respondieron a las expectativas del gobierno central, abarrotando la Plaza de la República y calles aledañas

“¡Gracias México!...¡No los oigo!”, gritó la estadounidense, con lo que el público subió los décibeles, pero un afortunado hizo más que eso.

En el segundo acto de la “Britni-novela”, La Princesa del Pop dejó su body plateado para enfundarse en un rojo más sensual y solicitó: “En esta parte del show necesito a un voluntario valiente....No veo a nadie, ¿por ahí hay alguno?”. Entonces Hernán subió y Spears le puso una estola rosa en “How I roll”.

Después, la intérprete tuvo su tercer cambio, esta vez uno egipcio para el tercer capítulo, donde entregó “Gimme more”, “Drip dead” y “Don’t let me be the last to know”.

El cuarto número fue el clímax con “Baby one more time”, “S&M” “Im a slave 4 you”, “I wanna you”, donde la artista subió a ocho personas del público, y “Womanizer”, que puso a brincar a los asistentes.

“Toxic” y “Till the world end” marcaron el inicio y final del quinto capítulo de la historia y del concierto, que aunque formó parte de las celebraciones decembrinas del Gobierno del Distrito Federal, no contó con algún deseo navideño de Britney Spears.

Deprecated: Directive 'allow_url_include' is deprecated in Unknown on line 0