15°C, Aeropuerto HMO, SO
Domingo, 17 de Diciembre de 2017
Agosto 7, 2017 > El Mentidero

Declaratoria de Emergencia para Hermosillo y Nogales

Por Cornelio Montaño

La magnitud de las lluvias “atípicas” y los desastres que han dejado en Hermosillo y Nogales, han obligado a que la gobernadora Claudia Pavlovich Arellano solicite a la Secretaría de Gobernación la declaratoria de emergencia para esas ciudades.

 

En realidad, ya no deberían llamarles “atípicas” a estas lluvias tan severas, porque se vienen presentando año tras año.

 

En el caso de Nogales, el alcalde Cuauhtémoc Galindo, desde hace varios días venía solicitando al Gobierno del Estado la declaratoria de emergencia debido a los graves daños que registraba la ciudad fronteriza por las lluvias; pero todavía la semana pasada el secretario de Gobierno, Miguel Ernesto Pompa Corella, también nogalense y aspirante a dicha Alcaldía, no consideraba necesario declarar emergencia.

 

“Por el momento te puedo decir que no hay condiciones para que sea declarada (la emergencia) y, en todo caso, tendría que ser Protección Civil Estatal junto con la Municipal, quienes evalúen si se reúnen esos requisitos o no”, comentó Pompa Corella el pasado 27 de julio.

 

La ciudad fronteriza fue azotada por torrenciales lluvias los días 16, 18, 21, 22, 27, 29, 30 y 31 de julio, y 4 de agosto, dejando graves daños a su paso, ante lo notoriamente insuficiente que resultó el drenaje pluvial.

 

La capital de Sonora también resultó muy afectada con las precipitaciones del 2 y 4 de agosto. Por todos los puntos cardinales de la ciudad hubo desastres, con drenajes y pavimentos colapsados, vehículos y personas arrastradas por el agua que convirtió en arroyos algunas de las avenidas, y múltiples casas inundadas.

 

Pero ninguno de los sectores afectados despertó tanta atención y comentarios en redes sociales, como el caso del sector Poniente de Hermosillo donde se construirá el nuevo hospital y donde también quedó evidenciado que antes de empezar dicha obra hay muchísimo que resolver en cuestión de vialidades y drenaje pluvial.

 

La "declaratoria de Emergencia" solicitada por la Gobernadora, una vez que la misma sea emitida por la Secretaría de Gobernación, permitirá acceder a recursos emergentes del Fondo para la Atención de Emergencias (FONDEN) y aunque aún no han sido determinados los montos de recursos que se requerirán, se sabe que más de 80 mil personas son las afectadas, tanto en Nogales como en Hermosillo.

 

Construirán colector pluvial en Villa de Parras

 

Por lo pronto, el Gobierno del Estado, a través de la Secretaría de Infraestructura y Desarrollo Urbano (SIDUR), anunció ayer domingo que se va a construir un colector pluvial en Villa de Parras para evitar que haya inundaciones en dicho fraccionamiento, el cual fue construido hace 16 años, pero del 2015 a la fecha se ha visto afectado por inundaciones a raíz de que las aguas del bulevar Navarrete se desviaron por el canal de desagüe que pasa por un costado de dicho fraccionamiento.

 

Es cierto que el problema lo causó la pasada administración estatal y la municipal; pero la autoridad en turno es quien deberá resolverlo y eso es lo que se pretende con esta obra que proyecta la SIDUR y en la que se invertirán 4 millones de pesos, estimándose que la construcción durará entre dos y tres meses, y empezaría dentro de 15 días.

 

Se construirán cuatro cajas pluviales que darán desfogue hacia el colector del bulevar Colosio, y que evitará inundaciones en las cerradas Tosali, Tokay, Perlette, y Zinfandel, del fraccionamiento Villa de Parras.

 

Dichas cajas pluviales que tendrá cada cerrada captarán el agua de la lluvia y la conducirán hacia unas parrillas en el bulevar Colosio.

El proyecto expuesto por el Gobierno del Estado contempla cancelar las parrillas pluviales ubicadas en la barda al final de cada cerrada, para evitar que las aguas que vienen del Navarrete y van por el canal lateral de Villa de Parras, se metan al fraccionamiento cuando dicho canal se desborde.

 

Es de esperarse que este novedoso colector esté bien hecho, buen proyectado y calculado, para que luego no se empiecen a regresar al fraccionamiento las aguas del Colosio por el mismo colector.

 

Esta obra es sólo para resolver el problema en Villa de Parras; pero son muchas más obras las que se tendrán que hacer en materia de infraestructura vial y pluvial para que toda la zona Poniente esté en condiciones de recibir el nuevo hospital sin provocar un problema mayor.

 

Organizaciones a favor del nuevo hospital

 

Y a propósito del polémico nuevo hospital de especialidades, el pasado sábado representantes de 52 organizaciones de la sociedad civil, entre ellos colegios de Ingenieros y de Arquitectos, así como de la Cámara de la Industria de la Construcción, manifestaron su respaldo para que dicho nosocomio se construya como está proyectado en bulevar Colosio y Quintero Arce.

 

Los representantes de estas organizaciones agrupadas en el Consejo Integrador de la Construcción, la Industria y el Desarrollo (INCIDE), escucharon la explicación y detalles del proyecto de nuevo hospital, de voz de la jefa de la Oficina del Ejecutivo, Natalia Rivera Grijalva; del secretario de Infraestructura y Desarrollo Urbano (SIDUR), Ricardo Martínez Terrazas, y del secretario de Salud, Gilberto Ungson Beltrán.

 

Todos se dijeron convencidos de las bondades del proyecto y estuvieron de acuerdo

con el impacto positivo que tendrá el nuevo Hospital de Especialidades. Le dieron su respaldo absoluto a las especificaciones técnicas y financieras del proyecto integral que incluye obras de infraestructura vial para el poniente de la ciudad.

 

Ahí, el INCIDE entregó a los funcionarios un documento en el cual ofrecen respaldo técnico y emiten una serie de recomendaciones y sugerencias en temas de protección civil, medio ambiente, movilidad y transporte urbano, relacionados con este importante proyecto hospitalario.

 

Hasta la próxima, cuídense y sean felices.

Contacto: corneliomontano@hotmail.com

www.corneliomontano.com

Twitter: @corneliomontano

Facebook: Cornelio Montaño C.