34°C, Aeropuerto HMO, SO
Miércoles, 24 de Mayo de 2017
Marzo 10, 2017 > El Mentidero

Se reaniman los beltronistas Sonora rumbo al 2018

Por Cornelio Montaño

 

El reencuentro de Manlio Fabio Beltrones con el Grupo Atlacomulco, que las manda cantar en estos momentos en el primer círculo de poder del país, y la promoción de su descendencia al trabajo partidista del CEN del tricolor, mejora las posibilidades de los beltronistas para aspirar a cargos de elección popular en Sonora para el año próximo.

 

La diputada federal por Sonora, Sylvana Beltrones Sánchez, sigue ganando presencia en el escenario político nacional, y por supuesto perfilándose cada día más rumbo a las pizcas electorales del 2018 en Sonora.

 

Fue invitada a colaborar de cerca con la secretaria general del CEN del PRI, Claudia Ruiz Massieu, seguramente con la venia del hoy primer priista del país, el presidente de la República, Enrique Peña Nieto, y del propio dirigente nacional del tricolor Enrique Ochoa Reza.

 

Esta incorporación de la diputada Sylvana Beltrones como secretaria general adjunta, es otro indicativo de que el peñanietismo y el Grupo Atlacomulco quieren la reconciliación con Manlio Fabio Beltrones y su grupo de leales que no son pocos.

 

Primero le guiñen el ojo al sonorense otorgándole de manos del Presidente de la República la medalla “Plutarco Elías Calles” al mérito revolucionario, en el marco del 88 Aniversario de Fundación del PRI, y ahora jalan al CEN del tricolor s su hija.

 

Y claro que esto aumenta enormemente los momios y posibilidades de la diputada Sylvana Beltrones de ser quien encabeza la primera fórmula de candidatos al Senado en 2018 por Sonora, dejando para que se disputen otros la segunda fórmula, que indudablemente deberá ser un varón, por aquello de la paridad de género.

 

Para encabezar esa segunda fórmula tenemos a varios aspirantes, unos de mucho peso y otros menos, y algunos hasta de relleno.

 

Entre los fuertes hay que citar al Coordinador de los Organismos Descentralizados de la SEDESOL,  Antonio Astiazarán Gutiérrez, “Toño” para sus amigos; así como al propio alcalde de Hermosillo, Manuel Ignacio “El Maloro” Acosta, al que no se le debe subestimar, con todo y las impopulares decisiones que ha tomado en su primer año de gestión.

 

En ese grupo también hay que citar al diputado local y coordinador del Grupo Parlamentario del PRI en el Congreso del Estado, Epifanio “Pano” Salido Pavlovich; y al secretario de Gobierno, Miguel Ernesto Pompa Corella, “El Potrillo”, aunque su corazón en realidad late por la Alcaldía de Nogales.

 

A otras personas que resultan muy valiosas para el priismo en Sonora, como la eficiente Jefa de la Oficina del Ejecutivo, Natalia Rivera Grijalva, mano derecha de la Gobernadora, hay que anotarla para la Alcaldía o para uno de los dos distritos electorales federales con cabecera en la capital sonorense. Para cualquiera de esos cargos, tiene los méritos sobrados.

 

Pero volviendo con el Maloro Acosta, tendrá nuevamente proyección nacional a partir del 17 de marzo, fecha en la que asumirá la presidencia de la Federación Nacional de Municipios de México (Fenamm).

 

Ciertamente no se trata de un organismo con presencia mediática, pero si el Maloro se lo propone puede dar de qué hablar desde esa función, en la que por cierto le tomará la protesta el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, en ceremonia a realizarse en territorio del Grupo Atlacomulco, Toluca.

 

Nada pudo hacer Isssteson contra megapensiones

 

Un lamentable revés ha sufrido el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales para los Trabajadores del Estado de Sonora (ISSSTESON), al no poder disminuir las onerosas, abusivas, y hasta inmorales, megapensiones de influyentes políticos y liderazgos sindicales.

 

El empeño desplegado por el director general del ISSSTESON, Enrique Claussen Iberri, por moderar las altas pensiones, algunas de las cuales casi alcanzan los 160 mil pesos mensuales, que ya quisieran los Ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, hasta hoy se ha topado con pared.

 

En diciembre del año pasado, en un esfuerzo por resolver la quiebra financiera del Instituto, la Junta Directiva del Isssteson determinó congelar alrededor de 300 pensiones, la gran mayoría de las cuales superan los 100 mil pesos mensuales, un verdadero atraco en despoblado.

 

Esas 300 pensiones fueron congeladas por cuatro meses, mientras se investigaba para determinar la legalidad de las mismas y ver si era posible reducirlas; sin embargo, el plazo ya se cumplió y no se comprobó ilegalidad en 100 de ellas, en tanto que las otras 200 siguen bajo escrutinio del Órgano Interno de Control del Isssteson.

 

El Isssteson tendrá que empezar a reintegrar a partir de este mes de marzo el dinero a esas pensiones.

 

Se pretendía poner un tope de 75 mil pesos a la pensión más elevada, pero no se logró.

 

Tampoco sabemos cuánto ha logrado recuperar el Instituto de la millonada que le adeudan en cuotas obrero-patronales los 72 ayuntamientos, el Poder Ejecutivo, el Congreso del Estado y el Supremo Tribunal de Justicia, así como organismos autónomos, como el Instituto Estatal Electoral, la Universidad de Sonora, y varios más.

 

Muy caliente la zona del Alto Golfo

Finalmente estalló la violencia en la zona del Alto Golfo, propiciada por un grupo de personas que exigen a la Semarnat que les otorgue un Manifiesto de Impacto Ambiental para poder pescar Curvina en la zona.

 

Los pescadores fueron arengados, se asegura, por gente ligada a grupos delictivos que controlan la zona. Quemaron un total de 15 vehículos oficiales de la CONAPESCA y de la PROFEPA, además de agredir físicamente a inspectores federales de esta última dependencia.

 

La PROFEPA interpuso denuncia penal contra quien resulte responsable de los hechos.

Hasta la próxima.

Contacto: corneliomontano@hotmail.com

www.corneliomontano.com

Twitter: @corneliomontano

Facebook: Cornelio Montaño C.