32°C, Aeropuerto HMO, SO
Jueves, 27 de Julio de 2017
Diciembre 7, 2016 > El Mentidero

Crisis del Isssteson, porque lo agarraron de caja chica

Por Cornelio Montaño

 

El director general del Isssteson, Enrique Claussen Iberri, llegó ayer en la mañana a su cita con el Colectivo de Reporteros Sonorenses (CORSAS) que preside José Alfredo Ochoa, El Chiltepín, prácticamente atragantado con tanta información relevante y que retrata el complicadísimo panorama financiero del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales para los Trabajadores del Estado de Sonora.

 

Los colegas y amigos integrantes de CORSAS nos reportan que el Kiki Claussen soltó abundante información, con la que se puede dar uno la idea de por qué están como están las cosas en ese Instituto, al que intenta rescatar contra viento y marea para ponerlo en condiciones de brindar un óptimo servicio médico a sus derechohabientes.

 

De entrada, Claussen Iberri señala que este desastre financiero del Isssteson viene de gobiernos irresponsables.

 

Y lo dijo en plural, de ahí que yo agregaría que la pedrada les toca también a los gobiernos de Armando López Nogales y Eduardo Bours, y de manera principalísima al de Guillermo Padrés Elías, y por supuesto a casi todos los gobiernos municipales que ha habido en estos últimos tres sexenios.

 

En esta crónica de un desastre, el titular del Isssteson señaló que con todo y lo complicadas que están las cosas, no dejarán de brindar servicios médicos de calidad a los derechohabientes y buscarán recursos hasta debajo de las piedras para lograrlo y sin tener que subrogar la compra de medicamentos.

 

“No podemos negar el servicio a trabajadores, aun cuando los ayuntamientos adeuden millones de pesos al Instituto destaca”, puntualizó Claussen Iberri, pero advirtió que les van a cobrar a todos los deudores y tendrán que pagar, porque el Isssteson es patrimonio de los trabajadores y empleados de los tres poderes del Estado, de diversos organismos y de los 72 municipios.

 

En realidad son justamente los empleados, esos que menos ganan, los verdaderos usuarios de los servicios médicos del Isssteson, porque los funcionarios de confianza van a médicos y hospitales privados y hasta sacan provecho de un seguro de gastos médicos mayores. Sólo usan el Isssteson para efecto de exprimirle los recursos con una pensión.

 

Una emergencia inmediata que enfrenta el Isssteson es que nada más para pagar salarios y aguinaldo en diciembre requiere la friolera de 504 millones de pesos.

 

Pero necesita un subsidio de 1,758 millones de pesos para dignificar atención, fortalecer infraestructura hospitalaria y compra de medicamentos durante el 2017.

 

El problema más fuerte que arrastra el Isssteson es el de un raquítico Fondo de Pensiones y Jubilaciones que ha sido tomado como caja chica por todos los gobernadores antes citados. Se jinetean las cuotas obrero-patronales y luego no encuentran cómo tapar ese hoyo.

 

Pero peor todavía es que los poderes del Estado, los ayuntamientos y organismos públicos sean tan proclives a no pagar las cuotas al Isssteson.

 

Para muestra, Claussen reveló que el Instituto Estatal Electoral de Sonora le adeuda al Isssteson 38 millones de pesos en cuotas.

 

Tampoco le han llegado los 142 millones de pesos de cuotas que le adeuda la Universidad de Sonora.

 

Ante los colegas de CORSAS, el Kiki Claussen pintó un panorama por demás desalentador, porque un total de 6,500 trabajadores están en tiempo de jubilarse o pensionarse y de esos muy probablemente unos 1,800 lo harán durante el próximo año.

 

Las proyecciones para 2017 indican que un total de 3,500 millones de pesos se destinarán al pago de pensiones y jubilaciones, lo que representa un 54 por ciento del presupuesto del Isssteson. De hecho en este 2016 ese rubro le cuesta al Instituto un 48 por ciento de su presupuesto.

 

Y para entrar al tema de las cuestionadas, inmorales y jugosas pensiones que devengan unos cuantos políticos, entre funcionarios en activo y ex funcionarios públicos, señaló que suman más de 200 expedientes de pensiones y jubilaciones que van de los 70 mil a los 99 mil pesos, y 27 expedientes de más de 100 mil pesos mensuales.

 

Además, existen otras 1,900 demandas contra el Estado y de ésas 1,200 son contra el Isssteson exigiendo nivelación de pensiones y jubilaciones, es decir, son servidores y ex servidores públicos que pelean porque su pensión se defina con el bono incluido y no sólo con el sueldo base que cotizaron al Instituto.

 

No, si de “tontejos” no tienen ni un pelo.

 

En otro despacho abundaremos en las medidas que tomará Enrique Claussen para recuperar los adeudos.

 

No al fuero constitucional: Ulises Cristópulos

 

El diputado federal Ulises Cristópulos Ríos, uno de los más aventajados priistas aspirantes a suceder al Maloro Acosta, a quien le queda menos de dos tercios de mandato, se avienta a proponer la desaparición del fuero constitucional.

Ulises presentó una iniciativa ante la Cámara de Diputados que busca eliminar el fuero constitucional a diputados, senadores, procuradores, ministros, magistrados y servidores públicos.

 

Esto es, dijo el legislador del PRI por Sonora, para en respuesta a las exigencias actuales de una sociedad que se siente dolida ante los abusos, excesos y demás actos de corrupción por parte de quienes son protegidos por el fuero. “No te oigo, ‘trais’ tenis”, dirían muchos legisladores, parafraseando al “Cuervito” Zamora.

 

Ojalá le tomen la palabra al diputado Cristópulos Ríos sus compañeros de Legislatura, para que ahora sí “todos coludos o todos rabones”, que nadie se esconda en el fuero para violentar la ley impunemente.

 

Hasta la próxima.

Contacto: corneliomontano@hotmail.com

www.corneliomontano.com

Twitter: @corneliomontano

Facebook: Cornelio Montaño C.