17°C, Aeropuerto HMO, SO
Septiembre 17, 2014 > Diálogo

Sólo se supera lo que se asume con dignidad

Por David Figueroa Ortega

 

La contribución de Acción Nacional a la vida pública de México esfundamental en tema de libertades, democracia, participación y transparencia. En 12 años de gobierno federal una economía estable y un señorío Presidencial acabado, entre otros. Pero fue apenas el comienzo.

 

Gracias a este paso nuestros hijos viven en un país de mayor libertad de pensamiento y palabra, diversidad de ideas, pluripartidista, de equilibrios, de opciones. Debemos aprovechar estas herramientas para empoderar al ciudadano.

 

Por ahora el reto no superado es convivir y responder en pluralidad, tolerancia y respeto a la diversidad de ideas para avanzar en problemas que siguen esperando soluciones de fondo: pobreza, desigualdad, falta de empleos, una vida digna para todos por igual.

 

Sólo la acción ciudadana, razonada, consciente, informada, es la solución y esperanza de un México mejor. Es la fuerza de nuestro país. No hay proyecto ni un futuro mejor sin ciudadanos. Esa fue la visión de Manuel Gómez Morín al fundar Acción Nacional en 1939.

 

Hoy pareciera retórica pero no lo es.

 

Y es éste el momento de cruce en la historia donde volvemos al punto de partida para preguntarnos ¿qué hemos hecho? Y ¿a dónde vamos? ¿Qué ha pasado con Acción Nacional?

 

Observo un PAN que privilegia el acuerdo con los grupos externos; pero desdeña el diálogo con quienes piensan distinto al interior. Escándalos públicos bien aprovechados por la contraparte y en el mapa electoral entregando importantes bastiones que antes fueron fortaleza.

Es doloroso amanecer con señalamientos de corrupción un día y otro también; nadie está libre a los ojos de quienes creyeron en un PAN de honestidad.

 

El PAN es mucho más que los errores de los menos; pero el peor error es no escuchar a la voz ciudadana que nos dice hemos fallado. Todo lo demás es discutible.

 

Es el momento de reflexionar, sin ánimo de herirnos ni separarnos del camino que nos une.

 

Muchas cosas son soportables, pero solo se supera lo que se asume con dignidad.

 

El PAN fue el partido de la esperanza para millones de mexicanos y debemos de reconocer nuestros errores y con humildad si queremos seguir siendo útiles a la sociedad. Sería grave el abandono de un PAN de lucha ciudadana.

 

*Retomemos el camino de  la lucha por la libertad y la justicia, la práctica de la honestidad.Hay que ver hacia adelante. El presente no puede ser la piedra con la que tropecemos para no levantarnos.

 

El PAN es la unión de miles de voluntades. El PAN lleva el nombre de cada uno de nosotros y en nosotros está la responsabilidad de levantarnos con dignidad.

 

“Todo orden político es resultado de la calidad personal de los ciudadanos y su conducta social” dijo Manuel Gómez Morín y ¡qué gran razón tenía!. Hoy  ante la adversidad y ante los grandes retos como partido en este caso como oposición y como gobierno como es el caso de Sonora, sin duda alguna tendremos que estar a la altura del momento que estamos viviendo.

 

Acción Nacional merece tener un mejor destino, hay mucha gente buena dentro del PAN, con gran valor y por ella debemos luchar. Sonora, México necesitan un Acción Nacional mucho más fuerte.

 

Este es el eje del cambio que citaba Gómez Morín al fundar el partido, de nosotros depende que después de esta sacudida sólo queden ruinas o rencor, o se cree una organización a la altura de nuestro país. Sé que podemos hacerlo mejor.

 

Agradezco sus comentarios y retroalimentación a través del correo electrónico davidfigueroa@me.com; y  en redes sociales:  Twitter @DavidFigueroao /Fb David Figueroa O.

 

Reseña: David Figueroa Ortega es empresario, Ex Cónsul de México en Los Ángeles y San José California; Ex Diputado Federal; Ex Alcalde de Agua Prieta; Ex Dirigente del PAN en Sonora, entre otros.